Fabricante de aviones pidió al presidente que lo dejen trabajar aunque tiene trámites administrativos pendientes

0

La empresa que se encuentra radicada en el partido de Mercedes denunció que no le permitían trabajar y que peligraba su continuidad. El caso tomó estado nacional. Desde el municipio, fuentes oficiosas explicaron cuáles son las tramitaciones que se encuentran pendientes y aseguran que no tienen que ver con la pandemia.

La fábrica de aviones livianos denominada Proyecto Petrel, utilizó las redes sociales para denunciar que por la situación sanitaria no se les estaba permitiendo trabajar y como consecuencia corrían el serio riesgo de tener que bajar sus persianas. El reclamo tomó estado público rápidamente y se hicieron eco los medios nacionales. El mensaje de los industriales estaba dirigido el presidente de la Nación Alberto Fernández, aunque el cuestionamiento apuntaba a la ANAC (Administración Nacional de Aviación Civil Argentina) que no autorizaba los vuelos. El propio organismo emitió una dura respuesta pocas horas después (ver aparte). También desde el municipio y la Provincia, aseguraban que la empresa tenía trámites pendientes para funcionar dentro de la normativa vigente. El presidente de la empresa Petrel, Carlos Antonietti, en declaraciones a FM Santa María, ofreció las explicaciones del caso. En principio señaló que eran la única empresa en Sudamérica que fabricaba este tipo de aviones, certificados bajo standares internacionales en la planta que se ubica en la localidad de Gowland, en el predio de la ex IES. “Nosotros tuvimos que acatar el decreto dictado por el Poder Ejecutivo el 20 de marzo, lo acatamos porque estaba en juego la salud de todos, no tenemos nada que decir al respecto. Lo que pasa es que somos una PyME con recursos limitados y vivimos de lo que trabajamos, pagamos sueldos, honorarios, viáticos, proveedores, con nuestro trabajo. Pero no tenemos una espalda para esperar tanto tiempo a que nos habiliten. No tenemos capacidad financiera. En abril solicitamos autorización para reiniciar actividades, nos la negaron, esperamos un poco más, el 4 de mayo enviamos otra nota y no nos respondieron… por eso hicimos el tweet para el presidente, también hablamos con la Municipalidad porque teníamos pendiente una serie de trámites que por desconocimiento no los completamos antes, y tenemos que agradecer a la Intendencia que nos ayudaron, que nos pusieron en contacto con el Gobierno provincial y estamos a la espera de la habilitación… Pero somos una fábrica de aviones, y reconstruimos aviones, y estamos esperando una inspección de ANAC para que nos habiliten como taller aeronáutico y de reparaciones… que no se pudo hacer. Los aviones que reparemos los tenemos que probar. Reclamamos por nosotros y por nuestros clientes que son los aeroclubes y las escuelas de vuelo (fuera del AMBA) que fueron habilitados pero nuestra fábrica no fue incluida… habiendo un decreto que prohíbe los vuelos, excepto los sanitarios, si volamos cometemos un delito. No podemos sobrevivir si no generamos recursos de marzo a septiembre”, comentó. El presidente de Petrel aseguró que tienen pedidos para exportar aviones (se presume que el destino de 8 de ellos es Colombia), pero esta situación también les impide continuar con los trámites de certificación, “si no podemos hacer nada qué sentido tiene tener una fábrica abierta… lamentablemente no tiene sentido. Tenemos una gran sensación de impotencia”, agregó en la entrevista radial. Destacó que la actividad que desarrollan no presenta riesgo sanitario alguno. “No podemos contravenir un decreto presidencial, sería una falta de respeto. Estamos muy agradecidos con el intendente, si bien estábamos en falta por ignorancia, nos pusimos a hacer los trámites y tuvimos todo el apoyo del municipio. Queremos trabajar, esperamos poder continuar con el proyecto… no podemos creer que estemos viviendo esto”, aclaró.  

Trámites

El pasado martes en el Concejo Deliberante, los ediles acordaron ocuparse de este tema, aunque pasaron el tema a Comisión. El oficialismo mencionó oportunamente que sería recomendable citar a funcionarios del área de Gobierno para poner algunos puntos en claro. Pues precisamente la empresa, que admitió por expresiones de su presidente, tenía algunos trámites pendientes. No se trataba tan solo de cuestiones relacionadas con el ANAC, sino también con el Organismo Provincial de Desarrollo Sustentable. Este punto es que le hubiese permitido terminar todo el “papelerio” en Mercedes. “Pero eso no tiene nada que ver con la pandemia”, aclaró un funcionario consultado. Las fuentes oficiosas consultadas indican que Petrel inició los trámites de habilitación en el año 2016, pero nunca cumplimentó los mismos a pesar de intimaciones cursadas a lo largo del año 2017 y del 2018. “En el año 2019, cuando el OPDS digitalizó sus trámites, se la intimó a registrarse en la plataforma web, se le puso personal municipal a disposición para ello, y no lo hicieron” explicaron desde la comuna. En el actual contexto COVID, no puede autorizarse a trabajar una empresa que no tenga habilitación definitiva. Y fue por eso que se puso personal del OPDS a disposición para dar de alta usuario y cargar la documentación inicial para poder categorizar la industria el pasado 13 de mayo; luego que la empresa realizara un reclamo vía twiter. “Al día de la fecha, la carga de esa documentación no se encuentra cumplida por parte de la empresa y es vinculada a cuestiones básicas: informe de dominio y contrato de alquiler. La empresa dice que no cuenta con esa documentación porque está en manos de un estudio jurídico de CABA”, señalaron desde la comuna. A mediados de mayo el ingeniero Vidal, vicepresidente de Petrel SA, mantuvo una reunión con funcionarios municipales en la cual se le explicó las cuestiones referidas a la habilitación de fondo no terminada y el trámite provincial que debían encarar. El mismo día se le envió por mail los pasos para darse de alta en OPDS por la habilitación de fondo, y la documentación por COVID poniendo a disposición de la empresa personal exclusivo para asistirlo. Días después el presidente de Petrel, Carlos Antonietti, informa que no pudieron completar el primer paso en la plataforma de OPDS, por no contar con el contrato de alquiler. Señalaron desde la comuna que el procedimiento de habilitación de actividades por COVID es relativamente sencillo: la empresa solicita al intendente inicio de actividades, adjuntando protocolos diseñados por el establecimiento y completando un Anexo. Esa documentación, el municipio la eleva a Jefatura de Gabinete provincial, quien inicia expediente y lo gira al Ministerio de Producción, previo paso por Ministerio de Salud para certificar situación epidemiológica del distrito. El Ministerio de Producción aprueba la solicitud, y la remite a Jefatura, quien notifica al municipio para que dicte el acto administrativo. Este procedimiento es el que se está realizando. Pero para ello es requisito fundamental que la empresa se encuentra habilitada, lo cual en este caso no ocurre como consecuencia de la falta de entrega de documentación por los empresarios.

ANAC denunció que la aeronave a certificar presenta deficiencias graves

Al parecer la empresa Petrel tampoco concluyó el trámite de certificación ante ANAC. El organismo salió a explicar la situación y se mostraron molestos por el proceder de los industriales. “Se advierte que el prototipo que la empresa presentó para su certificación muestra deficiencias graves para la Seguridad Operacional”, aseguró la Administración Nacional de Aviación Civil en un comunicado. Destaca que en el caso del avión diseñado por Petrel S.A. (aeronave PETREL 912 MP) estaba en proceso de obtener el Certificado correspondiente. “En 2019 se coordinó con la empresa un cronograma de trabajo que incluía la construcción y aprobación de una aeronave prototipo para la realización de los ensayos en vuelos necesarios para su certificación. Sin embargo, a pesar de los esfuerzos realizados por la ANAC y los recursos puestos a disposición de la empresa, la misma incumplió el cronograma planteado y propuso un nuevo esquema de trabajo”, aclaró el ente. “Con el objetivo de emitir un certificado que permitiera a la empresa Petrel S.A. realizar los vuelos de fabricante, personal de la ANAC realizó las inspecciones necesarias a la aeronave prototipo, que mostraron deficiencias que debían ser solucionadas por la empresa, que al día de hoy, no han sido solucionadas. El prototipo que presentó a la ANAC muestra deficiencias graves para la Seguridad Operacional, y además la empresa no cumplió con su obligación de notificarlas, las cuales fueron descubiertas por la Autoridad Aeronáutica”, remarcaron. Añadieron que “frente al escenario actual, y considerando que la empresa cuenta con reducido personal, Petrel S.A. propuso un nuevo programa de trabajo para obtener el Certificado Tipo de la aeronave en cuestión, que implica 207 días adicionales para concluir el proceso, para lo cual la ANAC ha establecido un plan de asignación de recursos para poder dar las respuestas necesarias esta compañía”, explicaron. En tono de disconformidad, dice el organismo de control que “a pesar de todo lo que hizo ANAC para colaborar con una empresa argentina para que exporte sus productos, Petrel S.A ahora solo se dedica a difamar a ANAC en redes sociales en lugar de solucionar las deficiencias de su prototipo para que pueda ser certificada como una aeronave segura para volar”. Finalmente aclararon desde la ANAC que la producción de Petrel se encuentra fuera del AMBA (en Mercedes), razón por la cual puede continuar con su actividad. “Si la empresa estaría habilitada por el municipio y el OPDS desde el inicio de actividades, y tendría el proceso de certificación ante ANAC del modelo de avión, la habilitación por COVID ya la tendría y se encontraría en funcionamiento como el resto de las empresas en nuestra ciudad”, explicaron fuentes municipales.

Loading

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre